PATRIMONIO
 

Villa Adelaida mira hacia un futuro repleto de arte, ciencia y vanguardia

 
Viernes 18 de diciembre de 2015 0 comentarios
 

El Ayuntamiento tiene previsto para principios del año que viene adquirir Villa Adelaida, que viene cedido por voluntad de la desgraciadamente fallecida Maribel López Perez-Ojeda, una auténtica pionera a nivel internacional de la cultura. Se está pendiente de la valoración para la adquisición, “así como los planes inmediatos”, apuntaba Anna Antón, concejala de Cultura.
La voluntad de la donante, que fielmente quiere cumplir el Consistorio local, ha sido la de crear un centro para la “iniciativa cultural, científica y artística, para convertirse en un espacio donde se puedan cultivar estas materias y, donde todos los que quieran, puedan acudir a la zona de museo, conferencias e, incluso, eventos particulares, como puede ser el jardín”.
La gestión sería 100% municipal, al menos así es en principio, “puede que planteemos un patronato no para externalizar la gestión, siempre bajo el control municipal”. Antón hacía referencia en este punto a una pasada oferta con la que contó el municipio en la que el mencionado patronato estaría casi en su totalidad controlado por las universidades. Oferta ésta que, obviamente, se rechazó.

Un patronato
Pero, ¿por qué el patronato en vez de la gestión directa a través de Cultura? Más que nada por una mera cuestión de tarificación de servicios, ya que esta figura sí sería capaz de facturar por tales, entre ellos el alquiler de los jardines para eventos privados, “lo que implicaría una gran ayuda para afrontar los gastos de mantenimiento”.
La pregunta que se plantea a continuación es más que obvia: cultura, sí, ¿pero qué tipo de cultura es la que se abriría en Villa Adelaida? Antón asevera que “siempre de un contenido elevado: investigadores, vanguardia a nivel artístico, científico, conferencias…”. Eso sí, todas ellas abiertas al público, “como las visitas guiadas a la casa que, en sí misma, es un auténtico museo y una obra de arte”. Antón aseguraba que, de esta manera, “se quedarán espacios liberados en otras ubicaciones del pueblo para las asociaciones”.

Valoración económica
De cara a los Presupuestos 2016, se está estudiando en profundidad la valoración económica del acuerdo de cesión de uso del bien, así como su explotación, “algo realmente complicado”, explicaba Antón, quien agregaba que “estamos en un punto donde no sabemos la cantidad necesaria a aportar. Sí que somos conocedores de que la casa está en muy buenas condiciones, pero los jardines sí que llevarían un trabajo y un coste importante”.
De momento ya hay cosas avanzadas, como la catalogación de parte del archivo documental de Villa Adelaida, “que ya ha corrido a cargo de Rafael Pla y Toni Mas, cuando se escribió el libro sobre Maribel López Pérez-Ojeda”. Esta catalogación es realmente importante, “porque nos permitirá conocer muy bien cada estancia, saber qué podemos hacer y a qué se puede destinar. Siempre con coordinación y lógica, por supuesto”.

Abrir a eventos privados
Eso sí, dentro del plantel de actividades el Ayuntamiento “no descarta abrir ciertas zonas de la finca a la organización de eventos privados para cubrir una parte de los costes”. Finalmente, Anna Antón quería poner en valor la oportunidad de conseguir la explotación de un patrimonio único en Santa Pola, “porque son muchos los vecinos que nos han preguntado con interés cuándo podrá visitarse y, por otro lado, las actividades que pueden desarrollarse ahí serían grandiosas”.

 
 

Portafolio

 

Comparte este artículo

 
 
 

Comentarios

 

Artículos relacionados

 
 

CARTAS AL DIRECTOR

¿Viven bien los españoles?
Pedro Morante Gutiérrez 15 de diciembre
Agradecimiento de Cáritas Santa Pola
Cáritas Parroquia Santa Pola 15 de diciembre
Playas en Santa Pola
Miguel Ángel Gómez 1ro de diciembre
Servicios bancarios, cada vez menos
Miguel Ángel Bermúdez 1ro de diciembre
Supresión de estacionamientos para discapacitados
Virgilio Gómez Arjona 17 de noviembre

Periódico Santa Pola © Copyright 2016, todos los derechos reservados.

Diseño: Baluarte Comunicación s.l.