INFRAESTRUCTURAS
 

El Gobierno local invertirá 60.000 euros en la instalación de cámaras de videovigilancia en el centro

 
Viernes 19 de octubre de 2018 0 comentarios
 

Las cámaras de videovigilancia coparán el centro urbano de Santa Pola con la finalidad de leer las matrículas de aquellos vehículos que no estén autorizados a acceder por las calles que fueron cortadas al tráfico por el equipo de gobierno hace más de un año. Con esto, se pretende sancionar a los que incumplan esta norma, por lo que sería el sustituto de las tarjetas de residentes que ya prometió realizar el gobierno.
“Nosotros no lo vemos muy coherente, puesto que está todo paralizado supuestamente. Desde el primer momento no nos negamos a que se semipeatonalice, pero con un horario, y esto sería más que suficiente. Es una inversión que creemos que es muy elevada y no sabemos si va a ser eficaz. Queremos sentarnos y llegar a un consenso para ver si con menos inversión se puede hacer algo mejor”, comenta la presidenta de la Asociación de Comerciantes Pepa Garri, a lo que añade que “en una reunión que mantuvimos con la alcaldesa nos dijo que las tarjetas de residentes no se habían porque eran muy poquitas las personas que las iban a necesitar, entonces no entendemos cómo se hace una inversión de 60.000 euros si no es con el afán de recaudar”.
Esta es una de las medidas que tomará el gobierno del municipio en los próximos meses, donde la inversión está incluida en los presupuestos municipales. En un primer momento las cámaras de videovigilancia se instalarán en puntos estratégicos del centro como son la calle Elche, María López, Almirante Antequera, Muelle y Cervantes, estando activas las 24 horas del día a través de un sistema de reconocimiento automático que estarán conectados a la fibra óptica y cuyo control estará en manos de la Policía Local desde Jefatura, quienes serán los encargados de efectuar las sanciones oportunas. Por su parte, los comerciantes deberán de pasar al Ayuntamiento una lista con las matrículas de los proveedores para que los incluyan en las bases de datos y así evitar una multa. “Para un vecino es más fácil ir y añadir la matrícula de su vehículo a esa base de datos, pero los comercios pueden tener hoy un proveedor y mañana otro, depende de cómo vaya el negocio y de si se cambia de empresa o de vehículo. Entonces, ¿tenemos que estar yendo continuamente a registrarlo?”, comenta Garri.
Pero no son las únicas cámaras que el cuatripartito quiere instalar en el municipio, y es que la Ronda Norte también es una de las protagonistas de estas medida. En este caso no tendrá la función de leer las matrículas, sino que se utilizarán para captar los actos vandálicos que puedan producirse en el entramado residencial. Al igual que en el propio centro urbano, que también contará con este tipo de cámaras en los puntos más concurridos, con la finalidad de dar con los autores de las gamberradas que pueden llegar a producirse a lo largo del día.

 

Comparte este artículo

 
 
 

Comentarios

 

Artículos relacionados

 
 

CARTAS AL DIRECTOR

ASESINOS DE MUJERES
Pedro Morante Gutiérrez 2 de noviembre
RECORDANDO A LOS DIFUNTOS
Miguel Atencia Pérez 2 de noviembre
SOLERES AL PODER
Pedro Abascal 2 de noviembre
LOS POPULISMOS Y LA ULTRADERECHA
Pedro Morante Gutiérrez 19 de octubre
DISTINCIONES, ¿POR QUÉ?
Miguel Ángel Bermúdez 19 de octubre

Periódico Santa Pola © Copyright 2016, todos los derechos reservados.

Diseño: Baluarte Comunicación s.l.