COOPERACIÓN
 

El Gobierno de Japón financiará el 90% de dos nuevas escuelas de Icnelia en Nicaragua

 
Viernes 13 de enero de 2012 0 comentarios
 

La expedición de la ONG santapolera Icnelia que hace unas semanas ha regresado de Nicaragua trae consigo buenas noticias. A lo largo de este año 2012 van a poder construir dos nuevas escuelas en la selva nicaragüense. Serán dos colegios que verán la luz gracias a la colaboración del Gobierno de Japón, a través de su embajada en el país centroamericano. Icnelia y la embajada japonesa han firmado un importante convenio para la financiación de estas escuelas. Los japoneses han donado 76.000 euros, lo que supone casi el 90% del presupuesto, cifrado en 85.000 euros.
“Para Icnelia el inicio de la colaboración con el Gobierno del Japón supone un paso muy importante en nuestra trayectoria, ya que la confianza depositada por un organismo tan prestigioso es un reconocimiento a la labor que venimos llevando a cabo en los últimos cinco años en pro de la educación en Nicaragua y una motivación especial para continuar apostando por el desarrollo de este país”, indica José Miguel Zaragoza, presidente de la ONG.
Las conversaciones con la embajada japonesa se iniciaron en febrero del año pasado, y tras presentar mucha documentación, los nipones han confiado en Icnelia. El presidente de Icnelia, José Miguel Zaragoza, firmó el contrato en la sede de la Embajada del Japón en Managua, en un acto en el que el Embajador, Jiro Shibasaki, plasmó la ayuda del gobierno de su país para diez proyectos de desarrollo consistentes en la construcción de puentes y colegios en diferentes regiones de Nicaragua, por un importe global de 1.046.282 dólares (unos 800.000 euros). La mayoría de ellos tienen como contraparte a alcaldías o cooperativas del país, siendo Icnelia la única ONGD beneficiaria y la única entidad no nicaragüense que ha conseguido la financiación japonesa.
Los santapoleros visitaron junto a la responsable de proyectos en la RAAS de la Embajada del Japón, Noriko Tanaka, las comunidades de Caño Blanco y San Rafael, en el municipio de Bluefields, donde se comenzará en breve la construcción de las dos escuelas.

Cemento
Para paliar en lo posible el transporte de materiales pesados, se ha hecho en las inmediaciones de las comunidades prospecciones de depósitos de arena y piedra (piedrín o gravilla) en los ríos, con el objetivo de fabricar in situ los bloques de cemento con los que se construirán las escuelas. Si las pruebas de carga que se realizarán en Bluefields con un modelo ya fabricado en las comunidades resultan satisfactorias, se aplicaría esta solución. Así, será la primera vez que se construyan escuelas de cemento –una condición que ha puesto el Gobierno japonés– ya que hasta ahora se hacían de madera. “Con nuestra experiencia hemos comprobado que las escuelas traen desarrollo y asientan la población en una zona, así, la última escuela que construimos estaba prevista para 70 niños y ya hay matriculados 100 “, comenta el presidente de Icnelia.
La ONGD española, con el objetivo de asentar su estructura en Nicaragua, cuenta desde diciembre de 2011 con oficina y representante estable en Managua.

 

Comparte este artículo

 
 
 

Comentarios

 

Artículos relacionados

 
 

Periódico Santa Pola © Copyright 2016, todos los derechos reservados.

Diseño: Baluarte Comunicación s.l.